Google

Tecnología Inmobiliaria (I)

Written on:febrero 22, 2007
Comments
Add One
  • Facebook
  • Twitter
  • Delicious
  • LinkedIn
  • StumbleUpon
  • Add to favorites
  • Email
  • RSS

No se mucho del mercado inmobiliario, así que cuando el Jefe me pidió que escribiese “algo sobre el tema”, tuve que comenzar a rebuscar en mi cerebro. Lo habitual, nada. Claro que es el Jefe, por lo que si pensaba que yo era capaz de escribir algo válido, su razón tendría. Así que volví a estrujarme las meninges. Vaya, quizá pueda describir algunas de las aplicaciones tecnológicas que se están empezando a utilizar en este sector. De tecnología sí debería saber algo (está claro porqué él es el Jefe)…

 Puede decirse que el avance tecnológico de estos últimos años, en cuanto a sistemas de información se refiere, se sustenta casi exclusivamente en el desarrollo de Internet y de sus aplicaciones. Así que vamos a ver cómo la Red puede ayudar y, en muchos casos, ya ayuda a muchas empresas promotoras e inmobiliarias. Es del dominio público la desaceleración del precio de la vivienda en España (como ya vimos en un post anterior). Esto significa que las múltiples agencias, que en su día proliferaron como setas, ahora comienzan a verse con alguna que otra dificultad para vender, dificultad que presumiblemente tenderá a empeorar. Por otra parte, aunque seguimos en el vagón de cola de la UE, los usuarios comienzan a disfrutar de las ventajas de una implantación casi masiva de líneas de banda ancha (esas ADSLs de varios Megas), por lo que comienzan a demandar algunos de esos servicios que ya pueden ver en las empresas norteamericanas, por ejemplo. Así que ya no quieren oír hablar de hacer visitas a inmuebles sin visualizar el correspondiente tour virtual antes, o sin conocer su ubicación exacta o, incluso, sin saber lo que piensan los vecinos de la zona. El caso es que algunas inmobiliarias, sobre todo algunas de las más grandes y otras de las más listas, están ya viendo la necesidad de cambiar su habitual conducta, adecuándola a los nuevos requerimientos de sus clientes y, evidentemente, a las aplicaciones disponibles. 
cibervia.JPG
Quizá el avance técnico más importante, al menos en mi opinión, es la disponibilidad de tours virtuales a través de Internet. Un Tour Virtual consiste en un conjunto de imágenes panorámicas esféricas, que recogen un escenario completo (un inmueble, una discoteca, un colegio, un hotel, un restaurante, una oficina, etc.), abarcando 360º de visibilidad. Se le llama “virtual” porque la visita no es real sino que se recrea mediante herramientas multimedia y se puede reproducir en un ordenador personal conectado a Internet. En cualquier momento el visitante puede detenerse y visualizar el más mínimo detalle, mediante diversos movimientos de la “cámara” y acercarse o alejarse de los objetos que se ven. Las visitas virtuales más avanzadas cuentan, además, con la ayuda de un guía cibernético que nos hablará de las excelencias del local, de un plano integrado para mejorar la orientación del visitante o de un modo “auto” que permite ver toda la visita sin tocar ninguna tecla. Esta técnica permite a un usuario interesado “navegar” por un inmueble a voluntad, como si estuviese dentro del local, permitiéndole una rápida familiarización con el sitio que podría comprar o alquilar. Casi sólo falta “olerlo”… En Estados Unidos, más del 70% de las agencias inmobiliarias utilizan alguna herramienta similar para promover sus ventas. En España todavía tenemos que “ponernos las pilas”, pues no llegamos al 20%. 

gearth.JPG
Otras herramientas que se comienzan a utilizar están relacionadas con aplicaciones facilitadas por grandes proveedores de información, como Google, permitiendo mostrar ubicaciones avanzadas gracias a sus servicios Google Maps y Google Earth. Puede ser llegar a ser “un vicio” (espectacular, por otra parte) realizar viajes virtuales por el mundo a través de estos programas. En cualquier caso permiten descubrir los detalles más importantes del entorno de determinada promoción o vivienda, en cualquier sitio del mundo, gracias a los “ojos” de un satélite. Además, como un GPS, nos puede indicar la mejor ruta para ir desde nuestra casa hasta el lugar que queramos. Algunas empresas ya facilitan la localización de sus inmuebles a través de coordenadas válidas para estos programas. Y, como ejemplo, ya está disponible una aplicación que integra Google Maps con el Catastro. 

En el próximo (y último) post sobre el tema, veremos algunas aplicaciones más, como infografía o análisis de tendencias…

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *